Natalia Laufer: La necesidad de trabajar en conjunto para obtener mejores resultados

Natalia Laufer*, ganadora del subsidio a Investigaciones en Enfermedades infecciosas en contextos vulnerables en 2018-2020, nos cuenta, a través de esta entrevista, su experiencia y la importancia de las iniciativas de apoyo a los científicos argentinos para el desarrollo del país.



- ¿Cómo te enteraste del Subsidio y cómo fue el proceso de selección?

Conocía la existencia de los subsidios que la Fundación Bunge y Born otorga hace años para el desarrollo de la investigación científica; por lo cual regularmente revisaba la página de la Fundación para conocer las fechas de apertura de los llamados. De esta manera, a fines de 2018, conocimos que se abría por primera vez el llamado para Subsidios a Investigaciones en Enfermedades Infecciosas en contextos sociales vulnerables. Junto a mi equipo e integrantes de la División Infectología del Hospital Fernández, presentamos nuestro proyecto de investigación junto con los avales correspondientes del comité de ética y de las instituciones donde se iba a realizar el mismo. Dicho proyecto fue evaluado junto con muchos otros por un jurado integrado por expertos nacionales e internacionales en enfermedades infecciosas. Se seleccionaron dos proyectos para financiarse por 2 años y el nuestro fue uno de ellos.


- ¿De qué trata tu proyecto de investigación y por qué es relevante en nuestros días?


Nuestro proyecto estudia aspectos de la infección por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) en una población que ha sido una de las más afectadas por la epidemia: aquellos individuos que adquirieron la infección por transmisión perinatal (es decir, intraútero, en el momento del parto o a través de la lactancia) en el inicio de la epidemia en nuestro país. Se trata de adultos jóvenes de 25-30 años que no pudieron beneficiarse tempranamente de las terapias antirretrovirales con las que se cuenta hoy en día y que, en muchos casos, perdieron a sus familiares directos por la infección. El proyecto evalúa el impacto que la presencia del virus produjo en el sistema inmune de esta población, el cual desde su más temprano desarrollo se vio modificado por la presencia de un virus inmunosupresor y, por otro lado, se enfoca en el estudio de los reservorios virales del VIH (células en las cuales el virus se mantiene latente y son las responsables de la persistencia del virus a pesar del tratamiento efectivo).


La relevancia de nuestro estudio radica en que el estudio de los parámetros del sistema inmune y de las células donde el virus permanece latente son las bases a través de las cuales es posible el desarrollo de tratamientos que lleven a la disminución de la inflamación crónica que presentan las personas viviendo con VIH, como así también de estrategias de cura de la infección.


- ¿De qué manera se utilizó el subsidio?


El subsidio se utiliza en su totalidad para la compra de insumos y material de laboratorio que son necesarios para realizar todos los estudios que se incluyen en el protocolo. Los mismos deben ser importados al país y presentan un elevado costo, por lo cual es imposible la realización de investigación clínica o básica sin la disponibilidad de estos fondos.


- ¿Cómo se conforma tu equipo?


Mi equipo está conformado por una médica encargada del seguimiento y monitoreo de los individuos que participan del estudio; por una bioquímica que lleva a cabo los diferentes estudios y ensayos que se realizan en el laboratorio; y por una investigadora asistente, quien supervisa y coordina los estudios de laboratorio. Por otro lado contamos con la asistencia de técnicos de nuestro instituto, como así también con la colaboración y asesoramiento de otros investigadores del instituto. La posibilidad de contar con integrantes de distintas disciplinas biomédicas permite un mejor desarrollo de éste como de cualquier otro proyecto.


Reflexión final


El desarrollo de la ciencia y la tecnología es fundamental para la mejora de las condiciones de vida de la población como así también del progreso del país. Es necesario que distintos sectores del país se involucren, como lo hace la Fundación Bunge y Born, a través de sus proyectos, subsidios y becas. En este contexto actual, de la pandemia de SARS COVID-19 y de la epidemia de VIH, la humanidad entera comienza a entender la importancia de las investigaciones desde distintos campos y la necesidad de trabajar en conjunto para obtener mejores resultados.


*Natalia Laufer es médica, especialista en Enfermedades Infecciosas, Doctora de la Universidad de Buenos Aires y actualmente se desempeña como médica ad honorem en el Hospital Fernández y como Investigadora adjunta del CONICET en el Instituto INBIRS. Inició sus estudios de grado en el año 1994, cuando comenzó a cursar la carrera de Medicina en el Instituto Universitario Favaloro (actualmente Universidad Favaloro) y se graduó en el año 1999. Realizó su residencia de clínica médica con orientación en Infectología, en el Hospital Fernández de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. En el año 2005 fue elegida Jefa de Residentes de Infectología. Realizó estudios de posgrado y de doctorado en la Argentina así como en el exterior. Al finalizar su doctorado, recibió una Beca Post-doctoral de CONICET. Todas estas experiencias le han permitido afianzarse en el campo de la investigación científica. Ha recibido durante los últimos años numerosas invitaciones para participar en congresos y workshops en carácter de expositor así como también, ha sido convocada como par evaluador por parte de revistas nacionales e internacionales y organismos de promoción científica y tecnológica. Sus investigaciones se han enfocado en aprender y comparar nuevos tratamientos médicos aplicados al tratamiento de la infección por HIV y la confección HIV/HCV.

92 vistas

Entradas recientes

RECIBÍ NUESTRAS NOVEDADES

SEGUINOS

  • Twitter
  • LinkedIn - Gris Círculo
  • Facebook - Gris Círculo
  • Instagram - Gris Círculo
  • YouTube - Gris Círculo
  • RSS - Gris Círculo